Los 7 magníficos de 2016

2016 acaba y nos dejamos un año con 7 títulos más en nuestro catálogo.

Empezamos la hornada con Ni intelectualismo ni estupidez, de Wolfi Landstreicher, un pequeño texto del que me enamoré tras leerlo del tirón en la web de la revista Nada. Cuarto título de la colección de fanzines, resume como ningún otro buena parte de lo que pienso con respecto al papel de los “expertos” y “opinólogos” en la sociedad actual.

Cuaderno de veredas es el último libro de poemas que hemos editado. Tenía muchas ganas de que José Pastor, un currante de la vida y la literatura, tuviera en la calle un poemario a través del cual recorremos un trecho del itinerario vital de un poeta al que le queda mucho mundo, y poesía, en las alforjas.

El tercero del año ha sido el mío: El Club de los Poetas Hiperviolentos. Un libro que escribí poco después de finiquitar 50 pasos para dar el salto… y que afronté con la pretensión de apartarme del microrrelato. Una coleccción de cuentos en la que trabajé durante años y con la que, ahora sí (tras su reedición hace unos meses), sonrío satisfecho, sobre todo tras ver como algunos de sus relatos han fecundado en mi cabeza historias nuevas de las que el tiempo ya dirá.

Otro título que me ha obligado a repensar algunas ideas de este proyecto editorial ha sido Carl Einstein o la historia casi imposible, un folleto de la Serie Transhistorias del que sacaremos dentro de unos meses su tercera versión, tras reeleborar sucesivamente una cubierta con la que hemos tenido más problemas de la cuenta y que, todo hay que decirlo, ha deslucido las buenas sensaciones que la salida de un título nuevo suele producir en cada editor.

El “pelotazo” del año ha sido Contra el running. Corriendo hasta morir en la ciudad postindustrial, de Luis de la Cruz; un ensayo breve que ha tenido una extraordinaria repercusión en prensa y que ha inducido una modificación de los criterios asociados a la distribución de nuestros libros, propiciando que el tiempo dedicado a esta faceta de nuestra tarea editorial se multiplique (con el ánimo, sobre todo, de no fallar a nuestros lectores con demoras innecesarias).

Por su parte, Arte y Revolución en la Comuna de París, es el primer libro fresado que publicamos en la Serie Transhistorias. Con un diseño muy particular, pues el libro es casi cuadrado, la estructura final de este título se la debemos a Pepe Gutiérrez-Álvarez, uno de los autores, que tuvo a bien gestionar la cesión de un artículo de Miguel Romero, fallecido en 2014, para este pequeño ensayo que para nosotros a supuesto un salto adelante en una de las colecciones a la que más cariño tenemos.

Por último, la reedición de La Nueva Utopía, el clásico de Ricardo Mella, se acabó transformando en una apuesta por elaborar una edición bella en todos los sentidos; algo que, no me cabe duda, hubiera sido imposible sin el concurso de Araceli Pulpillo, gracias a la cual el proyecto Piedra Papel Libros se ha sostenido en su tercer año y encara 2017 con cierto optimismo, refrendado sobre todo por el aliento sostenido de nuestros lectores y lectoras, que cada vez son más y a los que les debemos todo, también esta alegría con la que despedimos 2016.